Inicio Recetas Mariscos Langostinos a la plancha con vino blanco

Langostinos a la plancha con vino blanco

receta de langostino a la plancha

AutorJet ExtramarCategoría

El langostino a la plancha con vino blanco está considerado como una de las recetas más apreciadas en España. Conoce con nosotros su preparación exacta.

Los langostinos son ideales para muchas ocasiones, pero sobre todo para satisfacer las exigencias de tus clientes al momento de visitar tu restaurante. Sin importar el momento, ofrecer este plato es un atractivo especial para atraer más visitantes que adoran las recetas con productos marinos. En especial si se trata de langostinos a la plancha con vino blanco.

Podemos asegurarte que nadie se va a resistir al sabor de un plato de langostinos a la plancha con vino blanco, que tan solo con el aroma ya atrae la atención de todos. La combinación del vino blanco con la carne suave y nutritiva de los langostinos es excepcional. 

Las recetas con vino blanco siempre ofrecen un atractivo extra a la gastronomía mediterránea. De la gran variedad de recetas con langostino que existen dentro de la cocina española, la receta de langostinos con vino blanco es una de las más buscadas.

Y es que los langostinos también se pueden servir acompañados de excelentes complementos que seguramente van a enriquecer la receta. Por ejemplo, pastas, arroces, ensaladas, patatas fritas, y una variedad de opciones disponibles según tu creatividad. 

Un punto a favor de esta receta es la facilidad de preparación. Es posible preparar langostinos a la plancha con vino blanco en pocos minutos. La dificultad de esta receta es bastante baja por lo que puedes satisfacer a tus clientes sin demasiadas complicaciones. 

Es el momento de mirar en detalle cómo es la receta de langostinos con vino blanco a la plancha. Así que vamos allá…

Tiempo total20 mins

 1 kg de langostino blanco
 4 dientes de ajo
 2 cucharadas de aceite de oliva
 1 vaso de vino blanco
 1 rama de perejil
 1 guindilla
 Sal y pimienta al gusto

1

Comienza lavando muy bien los langostinos. Colócalos bajo el agua del grifo y asegúrate de que queden bien lavados.

2

Luego quita la piel de los ajos y pícalos en trozos muy finos. También debes picar finamente el perejil.

3

Vierte dos cucharadas de aceite de oliva en un sartén para dorar un poco los ajos junto a la guindilla y un poco de sal. Debes cocinar a fuego lento procurando remover en repetidas ocasiones.

4

Debes subir el fuego y colocar los langostinos en la sartén justo cuando observes que se empiezan a dorar los ajos, agrega otro poco de sal, la pimienta a tu gusto, y el perejil picado.

5

Después que los langostinos se hayan tostado por un lado, debes voltearlos para que queden bien por ambos lados. Si lo deseas puedes ir agregando un poco más de sal, pimienta y perejil.

6

Una vez que los langostinos estén bien cocidos por ambos lados baja el fuego lo más posible y añade el vino blanco. Debes esperar que el vino se reduzca y el alcohol se desvanezca casi por completo.

7

En el último instante sube el fuego al máximo y da vuelta a los langostinos. Remueve bien los ingredientes y ya tu receta está lista para servir.

Ingredients

 1 kg de langostino blanco
 4 dientes de ajo
 2 cucharadas de aceite de oliva
 1 vaso de vino blanco
 1 rama de perejil
 1 guindilla
 Sal y pimienta al gusto

Directions

1

Comienza lavando muy bien los langostinos. Colócalos bajo el agua del grifo y asegúrate de que queden bien lavados.

2

Luego quita la piel de los ajos y pícalos en trozos muy finos. También debes picar finamente el perejil.

3

Vierte dos cucharadas de aceite de oliva en un sartén para dorar un poco los ajos junto a la guindilla y un poco de sal. Debes cocinar a fuego lento procurando remover en repetidas ocasiones.

4

Debes subir el fuego y colocar los langostinos en la sartén justo cuando observes que se empiezan a dorar los ajos, agrega otro poco de sal, la pimienta a tu gusto, y el perejil picado.

5

Después que los langostinos se hayan tostado por un lado, debes voltearlos para que queden bien por ambos lados. Si lo deseas puedes ir agregando un poco más de sal, pimienta y perejil.

6

Una vez que los langostinos estén bien cocidos por ambos lados baja el fuego lo más posible y añade el vino blanco. Debes esperar que el vino se reduzca y el alcohol se desvanezca casi por completo.

7

En el último instante sube el fuego al máximo y da vuelta a los langostinos. Remueve bien los ingredientes y ya tu receta está lista para servir.

Langostinos a la plancha con vino blanco
Compartir:

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *